fbpx

La Dieta Fodmap: ¿Qué es?

Dieta Fodmap

Tal vez no te suene mucho esta dieta porque es relativamente reciente, pero seguro que si no has oído hablar antes de ella es porque no debes padecer la enfermedad del colon irritable. Esta dieta tiene como objetivo esencial eliminar de nuestra alimentación cotidiana todos los componentes que afecten a nuestro intestino, aunque también se utiliza como tratamiento terapéutico en pacientes que sufren de gases, colitis ulcerosa, molestias intestinales habituales o la enfermedad de Crohn. Se ha revelado como una forma de alimetación eficaz contra las molestias -a veces pesadas y crónicas- que sufren estas personas. Si eres una de ellas, o tienes alguien de tu entorno que las sufre, te interesará seguro lo que te vamos a explicar de la dieta Fodmap.

Fodmap: la dieta preventiva

Por tanto, no estamos ante una dieta para adelgazar, sino una dieta para tratar de aliviar síntomas como el dolor abdominal, la hinchazón, los gases. También es útil para problemas de regularidad del tracto intestinal o tener la sensación de que todo lo que ingieres te sienta sistemáticamente mal. En definitiva, es una forma de alimentarte para aumentar tu bienestar físico y emocional.

Ojo con algunos alimentos…

¿Y cuáles son los alimentos que no te convienen? Legumbres, lácteos (sobre todo, la leche), algunas frutas (manzanas, peras, ciruelas), algunas verduras (alcachofas, coliflor, espárragos, brócoli, remolacha), setas, miel, edulcorantes o los alimentos que llevan la etiqueta light.

…y adelante con otros

Esto significa que, por ejemplo, hay una amplio abanico de frutas que se pueden comer, así como bebidas vegetales, quesos (sin abusar), yogur y leche sin lactosa. Bebidas de almendra, avena y arroz, u hortalizas como judías verdes, calabaza, espinacas,  tomate, zanahoria y rábano. O también lo que denominaríamos “carnes sin procesar’, pescado, huevos, algunos cereales como arroz, avena, quinoa, tubérculos (patata y boniato), frutos secos (nueces), o el aceite de oliva y girasol.

pescado, salmón

Fases de la dieta baja en Fodmap

El proceso para llevar a cabo la dieta baja en Fodmap se divide en tres fases muy concretas y fáciles de diferenciar:

-Fase de eliminación

Es el punto de partida y consiste en hacer un calendario compensado (no de golpe, evidentemente) de la eliminación de la alimentación habitual de los alimentos que probablemente pueden desencadenar problemas. Este proceso hay que ejecutarlo, como decíamos, de forma paulatina. La duración de dicha fase puede oscilar entre dos y tres semanas y, en principio, con esta primera eliminación, hemos de notar una mejoría de los síntomas que nos afectan.

-Fase de reintroducción

Tras haber eliminado este conjunto de alimentos que normalmente provocan problemas, se van introduciendo de nuevo, paulatinamente, para ver cómo el organismo de la persona afectada reacciona a su consumo bajo control.

-Fase final o alimentación personalizada

Sabiendo qué tolera y qué no la persona tras haber pasado por la fase de reintroducción, llega el momento de perfilar una serie de pautas para su alimentación habitual, que, a partir de este instante, estará en función de lo que le sienta bien o no. El objetivo final es que la reintroducción de los alimentos sea tan completa como lo permita la sintomatología del sujeto que ha realizado la dieta, prescindiendo del menor número de alimentos posible. Los estados de salud suelen mejorar cuántos más alimentos formen parte de nuestra dieta en el día a día.

La efectividad de la dieta Fodmap

Son muchas las personas con problemas intestinales que durante años no les han encontrado un remedio efectivo. Es lógico que se cuestionen abiertamente si este tipo de dieta les va acabar funcionando tal y como desean.

La realidad, como en otras dietas, es que no siempre otorgan a las personas que las siguen los resultados que esperan. Sin embargo, estudios realizados al respeto ponen de manifiesto que más del 50% de los pacientes que siguieron la dieta baja Fodmap tuvieron una mejoría mayor en dolor abdominal si los comparamos con el 20% de las personas con problemas que continuaron con su dieta cotidiana.

Además de dicho dato, también hay que tener en consideración que los participantes adscritos al plan de la dieta a verificar experimentaron una mejoría en otros síntomas comunes y molestos, como pueden ser los casos de la inflamación, diarrea y urgencia a la hora de evacuar.

Ejemplo de dieta Fodmap

Hemos hablado de los productos que convienen y que no convienen en una dieta Fodmap, pero te añadimos un modelo real para que te hagas una idea más aproximada de aquellos alimentos que podrías tomar durante un día cualquiera:

  • Desayuno. Té, café o infusión, si se desea con leche sin lactosa o bebidas vegetales de arroz, avena, almendras o espelta (no de soja) + dos rebanadas de pan de espelta con jamón serrano o copos de avena con yogur sin lactosa o cocidos en leche sin lactosa o bebidas vegetales de arroz, avena, almendras o espelta (no de soja) + una pieza de fruta de las permitidas. Esta última pieza, en el caso de que ya nos sintamos saciados, también se puede reservar para media mañana.
  • Comida. Arroz con verduras (zanahoria, calabacín, judía verde, espinacas) + salmón con ensalada + una fruta permitida.
plato con arroz
  • Merienda. Un yogur sin lactosa o una fruta permitida + diez almendras o avellanas o, a cambio, cuatro nueces.
Yogur con frutos secos
  • Cena. Crema de verduras permitidas (sin nata y sin cebolla, puerro o ajo en el sofrito) + tortilla de patatas (sin cebolla) + una fruta permitida o un yogur sin lactosa
dieta fodmap tortilla de patatas

¿Sabías que…?

La dieta Fodmap nació en 2005 y fue desarrollada en la Universidad de Monash en Melbourne (Australia) por los doctores Peter Gibson y Susan Shepherd. La palabra Fodmap es el acrónimo de un conjunto de carbohidratos fermentables (fructanos, oligosacáridos, disacáridos, monosacáridos y polioles) que, en el momento en que se digieren, generan mucha cantidad de líquido y de gases en el aparato intestinal. En concreto, Fodmap significa F de fermentable, O de oligo, D de disacáridos, M de monosacáridos, A de and (Y, en inglés) y P de polioles, y todos ellos son los componentes que debemos eliminar de nuestra dieta.

Suscríbete a las novedades de nuestro blog

Ir arriba